spot_imgspot_img

River es finalista de la Libertadores.

spot_imgspot_img
spot_imgspot_img

River demostró coraje y actitud hasta el final y dio vuelta un partido complicadísimo al vencer a Gremio de Porto Alegre por 2 a 1, con un sprint final tremendo y con la asistencia del VAR que le dio un penal, en el encuentro disputado en el «Arena do Gremio».
El «millonario» jugará la final el próximo miércoles 7 de noviembre, como visitante, ante el ganador de la otra semifinal que este miércoles definirán Palmeiras y Boca en San Pablo: el «xeneize» llega con la ventaja de un 2-0 y la posibilidad de un «superclásico» está en la mente de todos.

El equipo de Porto Alegre se puso en ventaja a los 30 del primer tiempo con un gol de Leonardo Gomes, pero en el complemento River lo dio vuelta con los tantos de Rafael Santos Borré, a los 37 y Gonzalo Martínez, de penal, en el sexto minuto de descuento, a instancias del VAR.
El equipo gaúcho terminó con diez hombres por la expulsión de Bressán, a los 43 minutos del complemento.

Sin embargo, en una jugada que no parecía llevar peligro, un centro de «Pity» Martínez encontró la cabeza de Santos Borré para igualar el marcador.
A partir de ahí, River fue en busca del arco rival y Gremio continuó demorando el juego para hacer correr el reloj, pero el VAR le dio la derecha al «Millonario» cuando un remate de Scocco pegó en la mano de Bressan y el árbitro Cunha sancionó penal y expulsión del defensor local.

Los minutos finales encontraron a Gremio yendo desesperado a buscar el empate, bajo una lluvia que complicó mucho el partido, pero River lo aguantó y accedió al partido decisivo de la edición 2018.

spot_imgspot_img
spot_imgspot_img

Notas Relacionadas

spot_img
spot_imgspot_img
spot_img
spot_img

Ultimas Noticias